Adolescentes

bodyimageLa adolescencia es una época dura para cualquier persona… La lucha con las hormonas salvajes, el acné, problemas con el imagen corporal, inseguridad general y constantemente teniendo que estar a la altura de la expectativas poco realistas de la sociedad…

El aumento de peso en la adolescencia es parte de la epidemia de obesidad actual.  Existe un problema grave en cuanto a la obesidad infantil que es muy preocupante con más de uno de cada 3 adolescentes teniendo sobrepeso o obesidad.

Hasta hace poco, los científicos creían que cuando los niños entran en la pubertad queman MÁS calorías debido a los brotes de crecimiento.  Sin embargo, un estudio de 12 años de duración ha descubierto inesperadamente lo contrario; chicos y chicas experimentan una BAJADA rápida en el número de calorías que queman.

El estudio fue compuesto por 279 niños de Plymouth, Reino Unido, y cubrió un periodo de 12 años entre el 2000-2012.  Quemar calorías utiliza una cantidad fija de oxígeno, los niños descansaron dentro de un dosel cerrado que medía su consumo de oxígeno durante un periodo de tiempo, lo que permitía a los investigadores calcular su uso de calorías por la cantidad de oxígeno consumado.

El Profesor Terry Wilkin de la Universidad de Exeter y principal en el estudio descubrió que los niños de 15 años utilizan entre 400-500 calorías en descanso cada día en comparación de cuando tenían 10 años.

Eso es un Big Mac (508) menos al día.

Los investigadores descubrieron que los adolescentes hacen menos ejadolescentercicio durante la pubertad por lo tanto añadiendo al exceso de calorías que supuestamente subyace a la obesidad.  La bajada en los niveles de ejercicio es particularmente notable
en las chicas, donde los niveles de actividad bajan un tercio en comparación de entre las edades de 7-16 años.

Lo que no podemos negar es que la obesidad infantil es un problema muy real:

“La obesidad infantil y la diabetes asociada están entre los retos de salud más grandes de nuestro tiempo,” dijo el Profesor Wilkin.

Sin embargo, la bajada en quemar calorías solo puede ser un factor contribuyente a la crisis de obesidad infantil.

El problema real es: comida basura, refrescos azucarados, sobre consumo de azúcar (los adolescente consumen más de tres veces la cantidad recomendada diaria de azúcar), hidratos de carbono refinados, y demasiados alimentos procesados.

Es muy “cool” ir con los amigos al McDonald’s y bajarte el Big Mac con una lata de Monster, pero este tipo de dieta está poniendo la salud de nuestros adolescentes en  grave peligro.

Además muchos niños tienen que cuidar de si mismos ya que ambos padres trabajan.  Pedir comida para llevar es la manera que tienen los padres de quedarse tranquilos que sus adolescentes van a comer sin correr el riesgo de cortarse o prender fuego a la casa si tienen que cocinar.

choicesA lo mejor es el momento de introducir clases de cocina en los colegio.  Creo que deberíamos estar enseñando a nuestro hijos como es la comida REAL y como cocinar desde una edad temprana.  Un buen entendimiento de una dieta sana desde el principio significará que la salud de tu hij@ será mejor a lo largo de su vida.

Te puedo ayudar a mejorar tu salud.  Si quieres pedirme una cita presencial (Las Rozas, Madrid) o online (Skype), mándame un email a lucycarr@socialnutrition.com

Deja un comentario