La importancia de conocer tus intolerancias.

El Método F.I.T, una forma revolucionaria de enfrentarse a alimentos, problemas de peso y enfermedad para poder conseguir una salud óptima y perder peso – si es necesario.

Si, esto no es solo un programa para perder peso, es una nueva vida que beneficia a todo el mundo.  No tienes que tener problemas de peso para incorporar el Método F.I.T en tu vida – este método trata de mejorar la salud de TODO EL MUNDO.

En mi experiencia ayudando a pacientes a diario lo he visto todo; personas obesas, personas con sobre peso, personas con problemas digestivos, personas con migrañas, personas que no son capaces de perder peso por mucho que lo intentan, personas con problemas en la piel… y la lista sigue.

NO TIENES QUE TENER SOBRE PESO PARA TENER INTOLERANCIAS.

Incluso personas con una dieta saludable pueden tener intolerancias.  Sólo porque se clasifica un alimento determinado como “sano” no significa que a TI TE VA BIEN.

Como dije la semana pasada, todas mis intolerancias eran “alimentos sanos” y los que cualquier nutricionista te dirá que son buenos para incorporar en la dieta.  No existe un razonamiento para las intolerancias alimenticias… salvo a lo mejor una:

Como de variado es tu dieta?



Una de las causas principales de una intolerancia es comer constantemente los mismos alimentos.  En general comemos sin pensar y solemos preparar los mismos alimentos una y otra vez.  Somos, después de todos, criaturas de hábitos.  Entonces, no tener suficiente variedad en la dieta es una manera fácil de crear tus propias intolerancias.  Sin embargo, también hay alimentos que personas no comen habitualmente pero tienen intolerancia a ellos.

Por ejemplo, he tenido muchos pacientes que tienen intolerancia a los limones! Cuantos limones suele comer una persona??

Qué es una intolerancia alimenticia?

Aquí hay una definición estándar y los signos de una intolerancia alimenticia que se encuentra en la Wikipedia:

“Hipersensibilidad no alérgica a alimentos es el término médico para la intolerancia alimenticia, también conocido como hipersensibilidad a alimentos, o anteriormente como reacciones pseudo-alérgicas.  La hipersensibilidad no alérgica a alimentos no debe ser confundido con alergias a alimentos reales.

Las reacciones a las intolerancias alimenticias pueden incluir reacciones farmacológicas, metabólicas, y respuestas gastrointestinales a alimentos o compuestos de alimentos.  La intolerancia alimenticia no incluye respuestas fisiológicas ni enfermedades transmitidas por los alimentos.

Una hipersensibilidad no alérgica a alimento es una respuesta anormal.  Puede ser difícil de determinar la sustancia no tolerada ya que las reacciones pueden retrasarse, depender de la dosis, y un compuesto particular que causa una reacción puede encontrarse en varios alimentos.  La hipersensibilidad a alimentos no mediada por IgE (intolerancia alimenticia) es más crónico, menos agudo, menos obvio en su presentación, y a menudo más difícil de diagnosticar que una alergia alimenticia.  Los síntomas de una intolerancia alimenticia son muy variados, y pueden confundirse con los síntomas de una alergia alimenticia.  Mientras las alergias reales están asociadas con respuestas rápidas de inmunoglobulina IgE, puede ser difícil determinar cual es el alimento que está causando la intolerancia ya que la respuesta generalmente ocurre prolongado en el tiempo.  Por lo tanto el agente causante y la respuesta están separados en el tiempo, y puede que no sean obviamente relacionados.  Los síntomas de una intolerancias alimenticia suelen empezar más o menos media hora después de beber o comer el alimento en cuestión, pero a veces los síntomas pueden estar retrasados hasta 48h.
Una intolerancia alimenticia puede presentarse con síntomas que afectan la piel, el tracto respiratorio, tracto gastrointestinal, o por separado o en combinación.  En la piel puede incluir sarpullidos, urticaria, angioedema, dermatitis, y eczema.  Los síntomas del tracto respiratorio pueden incluir congestión nasal, sinusitis, irritaciones faríngea, asma y una tos no productiva.  Los síntomas del tracto gastrointestinal incluyen aftas bucales, dolor abdominal, nausea, gas, diarrea intermitente, estreñimiento, síndrome del intestino irritable y puede incluir anafalaxia.

Se ha asociado la intolerancia alimenticia con; síndrome del intestino irritable y la enfermedad inflamatoria del intestino, estreñimiento crónico, infección crónica por hepatitis C, eczema, intolerancia a AINEs, problemas respiratorios, incluyendo asma, rinitis y cefalea, dispepsia funcional, esofagitis eosinofílica y enfermedades otorrinolaringólogas.”

Como puedes ver, este es un problema que va desde algo poco importante hasta condiciones mucho más graves.  No se deben tomar a la ligera las intolerancias alimenticias, se pueden arreglar fácilmente y se puede prevenir problemas más serios.

Por esto, las pruebas de las intolerancias alimenticias y el Método F.I.T mejoran la salud general y ayudan a prevenir enfermedades en el futuro.  Es muy importante tener en cuenta las intolerancias alimenticias.  A menudo oigo como la gente se queja de problemas que sus médicos no han podido diagnosticar – esto no significa que su problema ES una intolerancia, pero es importante comprobar esta posibilidad y es algo que muchos médicos ni siquiera consideran.

Me quedé perpleja cuando el Dr. Andrew Saul dijo en el documental “Food Matters” (La comida importa) que durante sus estudios para ser médico no impartieron NI UNA SOLA CLASE sobre nutrición.  Si consideres que el agua y los alimentos son esenciales para la vida, podrías pensar que la nutrición sería incluida en los estudios en al facultad de medicina.

Otro de mis “gurús” favortios es Hiromi Shinya, MD quien dijo en su libro La Enzima Prodigiosa, que el problema con la medicina moderna es que todo el mundo se ha especializado… cardiólogos, oncólogos, dermatólogos, etc., y que tratar el cuerpo como algo entero donde todo funciona en harmonía está siendo olvidado.  Esto es necesario para obtener la salud óptima.

Entonces, si el cuerpo humano necesita el agua y los alimentos para funcionar, es lógico INCLUIR la alimentación y la nutrición como parte del funcionamiento GLOBAL de la vida.  Alimentos buenos y sanos son esenciales para un cuerpo bueno y sano, pero cuando un cuerpo se confunde y no ve alimentos específicos como un amigo sino como el enemigo, las cosas pueden torcerse.  Los efectos de los alimentos sobre una persona deben ser incluidos cuando se busca la salud o para superar un problema médico.  No estoy, en absoluto, diciendo que los médicos lo están haciendo mal, solo necesitan incorporar lo alimentos y la nutrición como parte de la ecuación.

Lo que estoy tratando de decir es que los alimentos pueden afectarnos negativamente nuestros cuerpos, pueden incluso causar enfermedades, incluso si esos alimentos se consideran sanos, todo depende del individuo.  Entonces descubrir lo que te causa una intolerancia, y como evitar crear nuevas intolerancias es una cosa lógica por hacer para estar sano.  Aprender a comer bien para tu cuerpo es una manera de asegurar la salud.

El Método F.I.T te dirá exactamente cuales son tus intolerancias y te enseñará a comer correctamente.

Método F.I.T:

  • Método científico
  • Resultados inmediatos garantizados
  • Mejora tu salud de forma general
  • Método personalizado
Te puedo ayudar a mejorar tu salud.  Si quieres pedirme una cita presencial (Madrid) o online (Skype), mandame un email a lucycarr@socialnutrition.com

Deja un comentario